Qué es Design Thinking: características y los pasos esenciales

Última actualización
22 Dec 2022
Tiempo de lectura
9 min

El Design Thinking es un tipo de pensamiento que ayuda no solo a los diseñadores.

Para crear productos, servicios confortables y útiles, es necesario entender las necesidades de las personas a quienes están destinados. El Design Thinking te ayudará a sumergirte en la experiencia del cliente, formular las preguntas correctas y resolver problemas de forma creativa.

¿Qué es el Design Thinking?

El Design Thinking o pensamiento de diseño es un método mediante el cual puedes encontrar formas de resolver problemas que no son obvios, pero al mismo tiempo son importantes para las personas. El término se utilizó por primera vez en 1969 en el libro Science of the Artificial de Herbert Simon, pero el método no se tomó en serio hasta dos décadas después.

La peculiaridad del Design Thinking es que este método se relaciona con el usuario principal, está centrado principalmente en las personas y no en las tareas comerciales. Las primeras preguntas que se hace un diseñador cuando busca una solución son: ¿quién usará el producto? y ¿cómo influirá en la vida del usuario?.

Tomemos una situación como ejemplo: un camión en Michigan quedó atascado al cruzar un puente, ya que este era demasiado bajo. El camión no podía avanzar porque era unos centímetros más alto que el puente. Los especialistas de servicios de emergencia, bomberos y conductores propusieron varias soluciones complejas de acuerdo a sus competencias. Básicamente, llegaron a la conclusión de desmantelar el camión por piezas o el puente para que el camión pudiera pasar. El problema lo resolvió un niño que pasaba: “¿Por qué no le quitan el aire a las llantas?”.

Para qué sirve la metodología del Design Thinking

Muy a menudo, el Design Thinking se utiliza en el diseño y desarrollo de UX / UI al crear estructuras e interfaces de sitios web y aplicaciones. Pero este método no solo es para productos digitales. Se puede aplicar en cualquier área donde sea necesario resolver el problema específico de un usuario: desde diseñar un centro de negocios hasta renovar el área de un parque, o bien desde mejorar las condiciones laborales de los repartidores hasta organizar la logística, incluso con fronteras cerradas.

Qué es el Design Thinking

Fuente: Unsplash

El Design Thinking funciona no solo para el beneficio de los consumidores finales, sino también para las empresas, porque:

  • Ayuda a aumentar la lealtad de los clientes, ya que estos obtienen un producto que tiene en cuenta sus intereses.
  • Estimula la cultura de innovación en la empresa, porque desarrolla el pensamiento creativo en equipo.
  • Acelera el tiempo de salida de productos al mercado y ayuda a evitar gastos extras, porque la investigación minuciosa y la experimentación libre crean soluciones exitosas y viables.

Características del Design Thinking

Los expertos de CareerFoundry han identificado cuatro reglas básicas para el Design Thinking: humanidad, incertidumbre, rediseño y tangibilidad.

Regla de humanidad. Cualquier actividad tiene un carácter social. La innovación debe estar orientada a las personas.

Regla de incertidumbre. Para ver las cosas de una manera novedosa, debes experimentar más allá de los límites de tu propio conocimiento y habilidades.

Regla de rediseño. Las necesidades básicas de la gente permanecen sin cambios, por eso, en realidad, no se crea algo nuevo, sino que solo se modernizan los medios que ya existen.

Regla de la tangibilidad. Las ideas deben materializarse en forma de prototipos para que en la práctica se pueda comprender más a fondo cómo resolver el problema de manera más eficiente.

Pasos del Design Thinking

El proceso de búsqueda de ideas utilizando el Design Thinking consta de cinco etapas:

  • empatía
  • análisis y definición del problema
  • generación de ideas
  • creación de prototipos
  • prueba

El orden de las etapas del Design Thinking sugiere que el diseñador pase por la transición del pensamiento abstracto al concreto y viceversa. Por lo tanto, no se obsesiona con las cosas obvias, amplía su perspectiva sobre las situaciones en las que las personas se encuentran y encuentra soluciones significativas.

Empatía

La empatía es la capacidad de ser solidarios con los sentimientos de los demás y comprender por qué surgieron estos sentimientos. La empatía te ayuda a ponerte en el lugar de las personas para las que estás creando tu producto. El Design Thinking es una forma de descubrir lo que la gente realmente necesita y prefiere evitar.

En qué consiste el pensamiento de diseño

Fuente: Unsplash

Qué hacer durante la etapa de empatía:

  • Discute con tu equipo o escribe por tu cuenta todo lo que sepas sobre el comportamiento de las personas en la situación para la que se crea el producto.
  • Analiza los datos que tienes: encuentra informes de tendencias, encuestas de audiencia y otras fuentes de información que te ayuden a entender de manera general a las personas y el problema.
  • Realiza investigaciones por tu cuenta: organiza encuestas y entrevistas con representantes de tu público objetivo y expertos.
  • Observa a tu público objetivo en la situación para la cual se crea el producto.
  • Recorre el camino del usuario por tu cuenta.
  • Trata de identificar a tu público objetivo real e hipotético. El segundo te ayudará a encontrar soluciones exitosas que se adapten a más personas.

El resultado de la etapa de empatía es la inmersión en el contexto y la recopilación de toda la información disponible sobre cómo vive el público objetivo de tu producto: cómo se comporta en ciertas situaciones, qué palabras usa, cómo elige productos y servicios, con que dificultades y limitaciones se encuentra, etc.

Análisis y definición del problema

La tarea en esta etapa del Design Thinking es comprender la información que se obtuvo en la primera etapa, sacar conclusiones y determinar el punto de vista (POV, o point of view).

Para ello, a partir de los datos recogidos durante la etapa de empatía, responde a las siguientes preguntas:

  • ¿Quién es tu usuario?
  • ¿Cuál es su necesidad insatisfecha?
  • ¿Por qué es importante?

Las respuestas a estas preguntas te ayudarán a formular un insight sobre el consumidor. Esta es una descripción de las profundas necesidades de una persona y el problema al que se enfrenta.

Por ejemplo: quiero cambiar de profesión y convertirme en diseñador UX/UI, pero me temo que a los 40 ya es tarde para cambiar algo.

Un insight debidamente formulado siempre tiene una tensión que explica no solo el deseo de una persona, sino también sus miedos.  Reconocer estos sentimientos te ayudará a crear productos que mejorarán la calidad de vida del consumidor.

Los instrumentos del Design Thinking  que te ayudarán para analizar la información son:

  • Tableros en Miro para ordenar la información en categorías.
  • Perfiles de usuarios que cuentan con la información básica sobre el comportamiento de las personas, sus valores y motivaciones.
  • El mapa de la experiencia del cliente (customer journey map), en el cual se describen los pasos del usuario, puntos de contacto, dificultades y otra información importante.

El resultado del análisis es la selección del problema a resolver, en formato POV Madlib del Stanford Institute of Design: [USUARIO] tiene [NECESIDAD] porque [INSIGHT].

Idea

La tarea de esta etapa del Design Thinking es encontrar una solución al problema que se formuló en el paso anterior.

Para generar ideas, sigue los principios importantes de abajo:

  1. Primero, propón tantas soluciones como sea posible, sin eliminar de inmediato las opciones que no parezcan exitosas.
  2. Luego, evalúa si las ideas resuelven el problema del usuario.
  3. Comprueba si la idea se puede implementar con los recursos tecnológicos disponibles, costos de producción y otros factores.
Pasos del Design Thinking

Fuente: Unsplash

En la búsqueda de ideas te ayudarán:

  • “Períodos de silencio”: Deja esta tarea y realiza otras cosas.
  • Sesiones de lluvia de ideas: Organiza reuniones con tu equipo para generar nuevas ideas durante la discusión y aprovecha las ideas de los demás.
  • Estrategias de elusión: Usa el juego de cartas desarrollado por Brian Eno y Peter Schmidt para sacar tu mente de la rutina y encontrar soluciones no triviales.

Esta lista de métodos de generación de ideas es abierta: hay muchos métodos creativos. Puedes probar diferentes caminos o crear el tuyo propio.

Para que la etapa de generación sea fructífera, es importante no asumir todo lo que sucede en el mundo como algo dado, que solo se puede aceptar, y no cambiar. Además, es importante anotar todas las ideas que surjan y no perder tiempo en investigaciones extras, buscando referencias. En la etapa de la crítica de ideas, puedes argumentar ideas, hacer preguntas adicionales y determinar los criterios de selección. Esto ayudará a eliminar las malas ideas y centrarse en las buenas opciones.

El resultado de la etapa es la elección de una idea para la cual el equipo creará un prototipo.

Prototipo

La siguiente etapa del Design Thinking es la creación de un prototipo que se pueda mostrar al usuario. El prototipo puede ser diferente, desde un boceto o un modelo de cartón hasta una versión de prueba de la aplicación.

La tarea principal del prototipo es mostrar el producto al usuario. No pierdas mucho tiempo preparando un prototipo: cuanto antes el usuario pruebe el producto y dé su opinión, mejor. Durante la fase de creación de prototipos, formula hipótesis que tu equipo pondrá a prueba en la siguiente fase.

Cuando el prototipo esté listo, escribe un script de prueba y define lo qué hará el usuario, para que el equipo pueda probar las hipótesis.

Evaluación

En esta etapa, el prototipo se entrega a los usuarios. Los mismos lo estudian, intentan utilizar el producto y comentan sus impresiones. Las pruebas te ayudarán a comprender qué hacer con la idea que se utilizó: perfeccionarla o descartarla y volver a la etapa de generación de ideas o incluso al principio del ciclo de búsqueda de soluciones.

Uno de los principios del Design Thinking es que el diseñador gana sin importar a qué etapa regrese después de probar el prototipo. Los comentarios recibidos de los usuarios ayudan a comprender mejor sus necesidades y no desperdiciar recursos adicionales en el lanzamiento de un producto inútil. Lo más importante es recordar que está bien volver a las etapas anteriores del Design Thinking, ya que es una metodología circular

Página de inicio / Diseño
Diseñador UX/UI

Aprende a diseñar interfaces para entornos móviles y web con un enfoque en la experiencia del usuario. Conviértete en Diseñador UX/UI para cubrir las necesidades del usuario a través de soluciones visuales e innovadoras que darán grandes beneficios a cualquier negocio.

19 Dec 2022
10 meses
12x de
$ 1,275 MXN
(a meses sin intereses con tarjeta de crédito)
Costo por curso completo
$ 15,299 MXN
$ 25,498 MXN
Intégrate al curso
Comparte tu opinión
Notificar sobre comentarios

O como invitado

Suscribiete Suscribiete Suscribiete Suscribiete Suscribiete

Más artículos relacionados

22 Dec 2022
6 min
Cómo desarrollar la creatividad: 7 formas de estimular el pensamiento creativo

Si quieres ser ingenioso, desarrolla tu capacidad creativa en 7 pasos.

22 Dec 2022
6 min
22 Dec 2022
5 min
10 estilos de jardines

¿Prefieres un jardín clásico o moderno? Aprende 10 estilos de jardines exteriores y elige tu favorito.

22 Dec 2022
5 min
20 Dec 2022
4 min
Técnicas de ilustración contemporánea

Aprende sobre las técnicas de ilustración clásicas y modernas, diferentes estilos y el alcance de su uso.

20 Dec 2022
4 min
20 Dec 2022
8 min
¿Qué es una tableta gráfica y cómo funciona?

Si estás buscando la tableta gráfica ideal, abre nuestra guía y dirígete a una tienda de electrónica.

20 Dec 2022
8 min
Cómo diseñar un personaje: guía completa

El avance en la industria de videojuegos requiere la creación de personajes memorables.

20 Dec 2022
7 min